Visita al Museo del Prado

Espectáculo

Ayer miércoles fui al Museo del Prado a ver la exposición de Turner y los Maestros.

Hacía bastante tiempo que no iba al Museo del Prado, creo que desde mi época del colegio, por lo que os podéis imaginar lo perdido que estaba en cuanto a precios de las entradas, maneras de llegar, por dónde entrar, etc. Todo ello intenté resolverlo por la página web aunque después de terminar de leer casi todo, me surgieron dudas. Así que tuve que llamar al teléfono de Atención al Visitante, número que es el 902 10 70 77. Tras la llamada descubrí que las compras de entradas por teléfono o mediante su página web hay que realizarlas con 24 horas de antelación, así que no pude ahorrarme el euro que te ahorrabas si lo hacías así. También supe que si compras las entradas online, luego tienes la opción de imprimir las entradas con una impresora, por lo que te ahorras hacer cola en las taquillas. Si no tienes impresora, puedes canjear esas entradas en las taquillas 1 y 2 (de las seis taquillas que hay). Para los desempleados, la entrada es gratuita; y para los jubilados, tiene un descuento del 50%.

Así que me dirigí en coche al museo después de comer y, al ser Agosto, pude aparcar gratis en la calle sin comprar el ticket del parquímetro de la zona azul o verde. En el mismo Paseo del Prado vi sitios donde aparcar enfrente mismo del museo.

Me dirigí a las taquillas a comprar mi entrada y no había ninguna cola. Lo que sí que vi cola fue para entrar en la exposición permanente del museo, ya que a partir de las 18 horas, la entrada es gratuita para todo el mundo hasta las 20 horas.

Mi entrada me costó 10 euros. Al entrar por la puerta, me comprobaron el ticket con una especie de sensor de código de barras. Luego pasas por una zona donde tienes que pasar tus bultos por un escáner al estilo de los aeropuertos. Una vez pasados estos controles previos, me dirigí a la sala de la exposición de Turner, que estaba hacia la izquierda al fondo. Allí te comprueban que el ticket que has comprado corresponde con la hora especificada de entrada (olvidé comentar que sólo pueden pasar 30 personas cada 15 minutos, y al comprar la entrada tienes que especificar a qué hora vas a pasar en tramos de 15 minutos).

Una vez dentro de la sala de exposición, me dediqué a contemplar los cuadros. Turner no es un pintor que me guste mucho. Es poco preciso en sus trazos y sus colores tienden a ser grises. Me gustaron mucho más los cuadros de los otros pintores (los Maestros) que aparecían en la exposición.

Al terminar de verlo, fui a tomar un café junto con mi mujer, mi padre y su acompañante en la cafetería del museo. Pedimos tres cafés con leche, un cortado y una porción de bizcocho de limón. Los cafés eran de Nespresso. Estaban bastante buenos (la primera vez que pruebo un café de Nespresso) y el bizcocho delicioso. Todo en total costó poco más de 9 euros.

No Comments



Deja un comentario

XHTML: Puedes utiizar estas etiquetas: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>